Mirador al Valle de Valdeón

Como parte del programa de infraestructuras turísticas en espacios naturales de la Junta de Castilla y León, el proyecto presenta la inserción de uno de dos miradores en el entorno del Puerto de Panderruedas, en el Parque Nacional Picos de Europa.
Partiendo de la sólida plataforma de hormigón existente, una estructura ligera y esbelta se aventura sobre el abismo que presenta el terreno natural. La sensación del visitante será la de sobrevolar el valle de Valdeón, expuesto al panorama de cordilleras que forman el horizonte.
La idea inicial de este mirador es la de potenciar el impacto del panorama. El visitante se aleja de la tierra firme y se mete dentro de la vista, convirtiéndose en parte de ella. Se abre el ángulo de visión y desaparece la sensación de seguridad y protección que proporcionaba la solidez del antiguo mirador. Un recorrido de 30m sobre un suelo semitransparente de Tramex, con una ligera inclinación hacia arriba, lleva al visitante a un punto a 45m de altura con respecto al terreno natural, donde se encontrará protegido solamente por una barandilla de vidrio. El hecho de que nuestra percepción de alturas es engañosa y tiende a ser mayor que la percepción de distancias horizontales, creará la sensación de estar más inmerso en la monumentalidad del paisaje y del cielo, y más apartado del suelo. La mayor exposición al viento aumentará esta sensación. Con todo esto, pisar el nuevo mirador y más aún colocarse en el extremo final, será toda una aventura vertiginosa, aunque completamente libre de peligro.
El concepto estructural se puede resumir en una ecuación de máxima distancia y mínimo peso propio. La altura en el extremo de la pasarela equivale a la de un edificio de 15 plantas, mientras sus únicas ataduras son los dos finos apoyos que buscan el terreno rocoso, y los puntos de anclaje que la unen con la plataforma existente, manteniéndola en equilibrio.
Tanto como su gesto es grande y audaz, su estructura es minimalista y humilde ante el espectáculo natural. Hecho enteramente de acero Cortén, su mantenimiento será mínimo, y su color destacará muy discretamente en el paisaje arbolado. El conjunto de la barandilla, formada por paneles de vidrio laminado sin montantes ni pasamanos, y el pavimento de celosías de Tramex de acero Cortén, que deja libre la vista hacia abajo, aumentará la exposición del visitante al impacto de la vistas en todas las perspectivas y la sensación de vértigo.
Parque Nacional Picos de Europa, Provincia de León
Superficie plataforma: 90m2
Proyecto ganador de concurso promovido por Fundación Patrimonio Natural, noviembre 2.016
Proyecto Básico: octubre 2017

 

Merken

Merken

Merken

Merken

Merken

Merken

Merken